Control de sucursales a través de un sistema de gestión empresarial (ERP)

El crecimiento casi siempre es buena noticia para un negocio. Por ello, cada nueva sucursal significa un éxito para quienes trabajaron por ella. Aun así, el trabajo que conlleva la administración de más de una sucursal resulta difícil y trae a la mesa nuevos retos que afrontar.

Ya sea que tu empresa esté por abrir nuevas tiendas o que ya tengas varias en funcionamiento, existen varias situaciones que mantener bajo control para evitar pérdidas y mantener el negocio en óptimo estado.

A continuación se listan algunas de las cosas que puede hacer un sistema de gestión empresarial (o ERP por sus siglas en inglés) para ayudarte a controlar las sucursales:

 

  1. Control sobre inventarios

Dentro de la administración del inventario, tener inconsistencias en las existencias en cada sucursal, así como promociones y precios unitarios resulta en una desorganización general, pérdida de tiempo y de dinero. Un ERP facilita la revisión y rastreo de cada producto y todas sus características asociadas en cada sucursal, en tiempo real y de manera remota, logrando evitar inconsistencias.

  1. Trazabilidad de movimientos

Es imposible supervisar personalmente cada movimiento del inventario, particularmente cuando ya hay más de una tienda en la red. El uso de un ERP otorga trazabilidad a todo cambio dentro del inventario: llegadas, salidas, pérdidas, traslados, etc. Esto garantiza una visión completa para tener el control total desde almacén hasta punto de venta.

  1. Automatización de procesos recurrentes

Dentro de la administración de cada sucursal, existen varios procesos recurrentes de varias naturalezas, desde compras o ventas hasta pago de nóminas y facturación. Un ERP permite automatizar estos procesos recurrentes a través de eventos programables y alertas, evitando retrabajos y liberando tiempo y recursos.

  1. Centralización de la información de todas las sucursales

Lo que no se ve no se controla, mientras más tiendas existen se tiene menos visibilidad de lo que sucede en cada una. Un ERP ayuda a administrar los aspectos tangibles e intangibles de cada sucursal desde dispositivos móviles, garantizando información actualizada de lo que está sucediendo en el día a día, ofreciendo trazabilidad, seguridad y tranquilidad.

 

Conclusión

Como es evidente, la gran mayoría de las situaciones de las que hablamos implican la necesidad de organización clara y precisa de la información de cada sucursal y la centralización de estos datos. Por lo mismo, un ERP puede ayudarte a solucionar todas estas situaciones y además ofrecerte servicios entrelazados entre varios sectores de tu empresa, como recursos humanos, contaduría y finanzas. Nuestras próximas publicaciones abordarán este tema con mayor detalle, mientras tanto queremos escuchar tu opinión.

 

¿Qué datos necesitas integrar en tu negocio?

¿Cuáles son tus problemas al organizar tu información?

¡Esperamos tus comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Show Buttons
Hide Buttons
%d bloggers like this: