El TLCAN y sus efectos en la industria automotriz

En las más recientes negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), se estableció la regla de origen que en caso de ser aprobada podría representar tanto un riesgo como una oportunidad de impulso en la industria automotriz mexicana.

La regla de origen se encuentra en el anexo número 40 del TLCAN, y en ella se establece que el 70% de los productos intercambiados entre los países del norte deberá ser originario del país, esto para que sean exportados libres de aranceles. Además, busca garantizar que los beneficios obtenidos por medio del tratado sean exclusivos de América del Norte.

De acuerdo con el Presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, esta medida puede hacer batallar al sector pues representa una amenaza latente debido a  la utilización de insumos que han cruzado por diversos países durante el ensamblaje de un automóvil, además del riesgo de que las empresas muevan su producción de México.

Raúl Feliz, miembro del Centro de Investigación de Docencia Académica, mencionó que de ser aceptadas este tipo de disposiciones existe la posibilidad de restringir los componentes laborales, además de traer diversos beneficios de integración en la región impulsando el valor local.

Sin embargo, esta norma implica también un cambio en las cadenas de suministro y podría incluso afectar el consumo de estos productos en América del Norte ya que los precios irían al alza y el perfil de los compradores tendría un cambio sustancial.

Fuentes:

La Razón, 2018.

Esta es la clave para mejorar la cadena de suministro automotriz

La industria automotriz es una de las más importantes para la economía mexicana ya que aporta más del 3.5% al PIB Nacional y el 19.8% del PIB Manufacturero de acuerdo con cifras de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, AMIA. Estos datos colocan a México entre los países que más venden y produces a nivel mundial.

Debido a la demanda dentro del mercado la dinámica dentro de la industria se ha ido modificando, ya no sólo se lleva a cabo el modelo estandarizado de producción, sino que los clientes ya tienen la opción de personalizar. Esto ha complejizado el proceso y, de acuerdo con Jorge Ribas, Director General de Miebach Consulting Mexico, eficientar las cadenas de suministro es fundamental para agilizarlo.

Ribas también señaló que para mejorar la cadena de suministro automotriz resulta pertinente aplicar conceptos lean ya que reducen la pérdida de tiempo y ayudan a redireccionar los esfuerzos a la calidad del producto final. Herramientas que permitan integrar los procesos y crear una buena estrategia de inventarios pueden ser fundamentales para mejorar la dinámica interna.

Los softwares ERP son el mejor aliado en estas grandes tareas, pues permite tener disponibilidad de información crítica cuando sea necesario, además de que apoya la administración y facilita el control de la operación. Además de proporcionar una integración a la armadora, favorece el incremento en las ventas, la reducción de los costos y tener una visibilidad en tiempo real de cada área del negocio.

Fuente:

AMIA, 2018

Manejando el futuro de la industria automotriz con tendencias como el “Plasma”

Automotriz Plasma

La industria automotriz es uno de los pilares en la economía mexicana, ejemplo de ello es que en 2018 la exportación de automóviles ligeros tuvo un incremento de 7,5% y representa el 13,6% del total de vehículos vendidos en Estados Unidos, de acuerdo con la Asociación mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

Esta industria siempre está a la vanguardia en busca de innovaciones en los procesos de manufactura de sus productos, y hace poco se inició la incorporación de tecnologías como el plasma que trae grandes ventajas. Este material representa una gran alternativa, pues es sustentable y de bajo costo en su producción, dando paso a la construcción de partes automotrices de vanguardia.

De acuerdo con el CONACYT, la tecnología del plasma es desarrollada y aplicada por un grupo de científicos liderados por Guadalupe Neira Vázquez del Centro de Investigación en Química Aplicada (CIQA), y es considerada como el cuarto estado de la materia de acuerdo con Ernesto Hernández, responsable técnico del Laboratorio Nacional en Innovación y Desarrollo de Materiales Ligeros para la Industria Automotriz (Laniauto).

El Departamento de Materiales Avanzados del CIQA, menciona que plasma es materia ionizada a la que se le aplican gases, provocando que los iones golpeen la superficie y se injerten en grupos funcionales que promueven la adherencia de los materiales.

Este se puede encontrar de forma natural en al menos el 99% de la materia del Universo de acuerdo con algunos científicos, por ejemplo; el Sol, los rayos de tormentas eléctricas, auroras polares, entre otros.  Además, puede ser creada dentro del laboratorio con el uso de descargas eléctricas controladas, ya sea de fuentes electrónicas de alto voltaje o reactores.

El plasma se encuentra en auge, pues su utilización permite la mejora de la adhesión de distintos materiales y mantiene sus propiedades por mismo tiempo, por lo que brinda productos con mejores propiedades mecánicas, conductividad térmica o eléctrica. Puede ser utilizada en carrocería, gabinetes de partes eléctricas, blindaje, interiores e incluso faros, gomas y empaques, teniendo una elaboración más rápida y evitando procesos químicos complejos.

Referencias:
CONACYT, 2018

Agencias automotrices, mercado latente para la tecnología mexicana

Agencias automotrices, mercado latente para la tecnología mexicana

Los ERPs, son medios que facilitan la interacción entre cada área de las compañías para mejorar la toma de decisiones. Éstos, tienen un gran reto, y es que se encuentran frente a un panorama en el que la venta nacional de autos, disminuyó. Situación que la tecnología, a través del uso de estas plataformas, debe aprovechar al ser una táctica para elevar la rentabilidad de las distribuidoras automotrices.

Según la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), el mercado de consumo de autos bajó en un 2.1% respecto al año anterior, con un total de un millón 230,166 vehículos comercializados respecto al 2016, en el que se vendieron un millón 256,489 unidades. Sin embargo, pese a esta disminución, el mercado de la venta de autos no se detendrá, siendo luz verde para aquellos proveedores nacionales de tecnología empresarial, al inyectar innovación en sus procesos.

De esta manera, en los siguientes puntos, se indica el por qué apoyar a este mercado, representa una oportunidad para la economía tanto local como nacional.

Muchas aplicaciones tecnológicas de tipo ERP que compiten en México son extranjeras, las cuales, manejan un sistema de caja cerrada, lo que significa que son muy poco adaptables a las distribuidoras que operan en el mercado mexicano, afectando a la mayoría de éstas en la parte fiscal, debido a la regulación tan precisa y estricta del SAT ante una industria muy vulnerable como es la automotriz.

Por otro lado, las TICs mexicanas tienen una gran ventaja. Si la marca cuenta con importaciones y el dólar sube, el precio del auto, también; absorbiendo el distribuidor un porcentaje alto de ese costo. Sin embargo, si se tiene un buen control de procesos, llámese inventarios, gastos, ingresos, cartera de clientes, entre otros, la agencia tendrá mejor administración con un margen nulo en cuanto a pérdida de dinero.

Además, si el sistema de tecnología es nacional, la variación que existe con el tipo de cambio no repercute de manera negativa a la empresa que oferta la TIC, a causa de que muchas autopartes ya se fabrican en México y la venta de soluciones es en moneda nacional, es decir, venta y compra en pesos, sin la interferencia de una tasa de conversión.

Pero eso no es todo, estas tecnologías, hacen que el servicio de agencia se haga aún más personalizado, ya que registran cada actividad que se realiza con el auto, logrando retener y atraer más clientes, lo que hace que la compra de automóviles vaya en aumento.

“El consumo de autos y camiones en México es un mercado muy amplio, ahora te conviene más adquirir un auto nuevo que uno usado, por todas las facilidades y atenciones que percibes desde tu agencia” señala Víctor de la Torre, Director de la vertical de Automotriz en Intelisis, empresa mexicana con más de 400 agencias operando bajo su sistema. “Para la parte automotriz, la importancia de digitalizar procesos, radica en buscar una herramienta que me permita conectar con mi planta y mi distribuidor, así como retener a mis clientes, eso es a lo que empresas de tecnología de la información deben apostar” finaliza el directivo.

Entonces, con los Sistemas ERPs, proporcionas a la agencia el control interno para que no pierda dinero y conozca qué es lo que más le conviene para ser más productiva. El plus, es que el tiempo de implementación de las plataformas es aproximadamente de dos meses, una inversión altamente económica y muy ágil.

“La tasa de incremento con este tipo de implementaciones ha llegado a ser del 10% a 15% en taller para órdenes de servicio en agencias automotrices, haciendo que no sólo haya más clientes, sino que regresen aquellos que ya no asistían” señaló, de la Torre.

Más allá de la incertidumbre a nivel macroeconómico con la renegociación del TLCAN, la industria automotriz es un campo fuerte para el mundo TI. Dicha fortaleza radica en la operación de los sistemas tecnológicos en el punto de venta. Así que, mientras exista el apoyo del gobierno para facilitar la compra de vehículos e innovación por parte de los desarrolladores de tecnología empresarial, el avance de ambas industrias se mantendrá como oportunidad ante época de crisis.

Por: Víctor Ruíz. Vía. silikn.com

Show Buttons
Hide Buttons