Transformación digital: 3 perspectivas a considerar

Desde hace algunos años el término Transformación Digital (DX) se ha popularizado como la manera de llevar a cualquier negocio a la Era de la Información y al s.XXI. Mientras que es una suposición acertada, hay que mantener la perspectiva del bosque entero y no sólo del árbol más alto.

 

Te compartimos 3 perspectivas a considerar cuando hablamos de DX.

 

  1. Tendencias tecnológicas por venir

Hay una sobreabundancia de publicaciones y contenido sobre tecnologías innovadoras y experimentales que aún no salen a la luz y que prometen ser el próximo parteaguas en DX. A la personas les gusta mucho escuchar/leer nombres rimbombantes y que alimentan la imaginación, pero no hay que perder de vista que el aspecto tecnológico es sólo una cara del modelo de transformación digital. Es un tema de construir puentes entre esferas interrelacionadas que confroman una compañía.

 

  1. Tecnologías ya en uso

También se puede leer mucho sobre las tecnologías que ya se están aplicando en multitud de empresas reconocidas y que serán de gran uso en años por venir, muchas de ellas suenan familiares; otras aún aparecen como nuevas. Sin embargo, es recomendable permanecer crítico ante el uso de Transformación Digital, pues muchas personas lo confunden con tecnologías o soluciones que poco o nada tienen que ver con DX.

 

  1. La palabra “digital” es engañosa

La mayoría de las veces la palabra ‘digital’, en conjunto con cualquier otra, nos remite a un ambiente tecnológico, virtual, especializado e inentendible para el usuario común. Pero en el tema DX incluye mucho más que aplicaciones móviles, plataformas de gestión y sistemas interconectados. El verdadero valor de la Transformación Digital está en la capacidad continua de reinventar los modelos ya existentes, así como adaptar cambios disruptivos en lo referente a clientes y mercados, con la finalidad de crear nuevos modelos de negocio, productos, servicios y más.

 

Conclusión

En este post mencionamos sólo tres perspectivas, de muchas, que existen sobre el tema DX y sus tendencias, innovaciones y aplicaciones. A final de cuentas, el tema es tan amplio y sujeto a tantas variables que es difícil elegir una corriente y quedarse con ella por mucho tiempo. A diferencia de otras disciplinas, el modelo DX está en constante movimiento y desarrollo, sin mencionar que aplica de maneras distintas para diferentes entornos. La recomendación es mantenerse crítico ante la información y no perder de vista que hay más allá del aspecto digital del asunto. Puedes consultar nuestro post sobre Neutralidad para complementar tu opinión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Show Buttons
Hide Buttons